Este es un post de mi blog de Harper’s Bazaar España

Ya va llegando el frío y nos comienzan los caprichos dulces. ¿Pero, a qué se deben estos caprichos realmente?

Desequilibrio nutricional: La mayoría de personas tenemos deficiencia de estos nutrientes: Magnesio, Vitamina C, Vitaminas del complejo B, y Vitamina E. Nuestras malas decisiones alimenticias (sucumbir a los antojos) muchas veces no son nada más que simplemente el cuerpo pidiéndonos nutrientes y a mala suerte nuestra, nuestro estomago no dice ” necesito un poco de magnesio por favor,” sino más bien estas necesidades pasan silenciosas y el cerebro las confunde pidiéndonos azúcar ya que la conoce como la fuente de energía más rápida.  ¿Dónde encontrar nutrientes que sean fáciles de asimilar y absorber por el cuerpo? En las frutas y las verduras crudas, preferiblemente hechas en zumo o extracto. 

Prueba este jugo anti-antojos de remolacha, manzana ,hinojo y jengibre!

Receta para dos:

  • Remolacha
  • 2 Manzana Roja
  • 1 Hinojo mediano
  • 1 dedo de Jengibre

El dulce es un sabor básico y se detecta principalmente en las papilas gustativas de la punta de la lengua. Estamos diseñados para que nos guste el dulce, queramos o no. Esto no quiere decir que necesitamos azúcar refinada, ni chocolates, ni helados. Simplemente quiere decir que nuestras papilas gustativas se activan con el dulce y es un sabor necesario, pero podemos optar por opciones más saludables como las verduras dulces (REMOLACHA, zanahoria, hinojo, etc).Hay distintos grados de dulzura y es necesario entrenar a nuestras papilas gustativas a ir por las más sutiles y saludables.

2015_09252015-366

 

2015_09252015-448

2015_09252015-420

2015_09252015-485

Desequilibrio psico-emocional: La leche materna es dulce. Con sólo decir esto, uno ya se puede dar cuenta que hemos nacido con una inclinación y predisposición para el dulce. Una de nuestras memorias más tempranas que está muy enraizada en nuestro ADN y memoria celular, es que cuando llorábamos de bebés y nos daban leche, automáticamente nos sentíamos mejor;  nos sentíamos protegidos, cuidados, a salvo y con un calor interno que nos daba nuestra madre. Es por esto que es fácil para nosotros confundir el amor con la comida, especialmente con el dulce. Nuestro cerebro registra: comida es amor, punto.. y necesito amor así que dame dulce!2015_09252015-220

HAY QUE SOLUCIONAR!

Hay que re-aprender a ser nuestro propio abrigo y abrazo emocional: para que la atracción al dulce no sea una atracción inconsciente hacia el abrazo de mamá, el amor y el abrigo emocional,  hay que cultivar y enfocarnos mucho en el amor propio y a poder satisfacer nuestras necesidades emocionales con herramientas DISTINTAS a la comida y cultivarlas a diario. Para nuestro cerebro primitivo, la comida es amor, entonces hay que ejercitar nuestra parte del cerebro consciente para crecer el amor de una manera despierta y ágil. Estos antojos por dulce o chocolate también son el reflejo de una vida muy dura, cerrada  con falta de dulzura y suavidad.

2015_09252015-182Incluir dulce natural a lo largo del dia: La transformación estable y duradera para desengancharnos de los azúcares simples se consigue poniendo más énfasis en verduras dulces (remolacha, zanahoria, cebollas, todo tipo de coles,etc) o frutas como la manzana que está en su mejor época en este momento. Cuando hemos estado muy adictos al azúcar en el pasado, al principio los vegetales dulces los encontramos insípidos, pero  poco a poco nuestras papilas gustativas se irán limpiando y le agarraremos el gusto al dulce natural.2015_09252015-401

OJO con las dietas Hiperproteicas (dietas muy YANG): Cuando somos muy estrictos con una dieta hiperproteica de alimentos que producen contracción el cuerpo te pedirá lo contrario: alimentos de cualidad expansiva como los carbohidratos y el azúcar.  Por más que quisieras que tu cuerpo sólo te pida proteína y hojas verdes todos los dias, esa no es la realidad ya que fisiológicamente necesitamos el BALANCE. Si sólo comes proteína durante el día sin incluir granos integrales y verduras dulces, entonces por la noche probablemente tendrás antojos locos de dulce y querrás devorar toda la nevera. 

Balance YIN YANG: En la medicina China se respeta mucho el concepto del yin-yang: el balance de fuerzas opuestas de masculino y femenino y lo aplican incluso a los alimentos. Hay alimentos con esencia YANG (que contraen) como la proteína animal, alimentos salados, alimentos secos, compactos, crujientes, los cuales crean presión en el cuerpo y desequilibran el páncreas (que ya de por si es un órgano compacto muy yang). Estos alimentos (presentes en grandes cantidades en dietas hiperproteicas) generan contracción llevándonos a comer alimentos que nos relajan y nos expanden como helados o productos azucarados, creando antojos de “cremosidad azucarada”.  Es necesario entender el mecanismo de contracción-expansión (yin-yang), para comprender por qué el deseo visceral por estos alimentos y que para paliarlos, debemos primero suprimir el consumo de alimentos extremadamente secos y compactos y transitoriamente tomar alimentos cremosos naturales: cremas de verduras, zumos, batidos y postres naturales cremosos.

2015_09252015-492No intentes eliminar el azúcar de un día para el otro:  Si no tenemos el azúcar estable, nuestro cerebro no funciona bien, perdemos el centro, estamos irritables, tenemos las manos y pies fríos y el páncreas sufre.  Hay que comer de forma regular, todos los días a la misma hora. Nuestra vida moderna tan activa muchas veces puede hacer que nos olvidemos de comer, o que no comamos de manera regular. Pasar muchas horas en el trabajo y sin comer nos llevará directamente a la hipoglicemia, lo que hace que sintamos hambre muy fuerte y en el momento que nos damos cuenta que tenemos que comer, ya es muy tarde y caemos en el error de comer lo primero que encontramos, normalmente algo dulce que nos levanta rápido. Baja de azúcar en la sangre produce antojos y es la manera más fácil de iniciar el desequilibrio que sólo encuentra satisfacción con azúcares simples .

¿Lección? Date un poco de dulce natural a lo largo del día para no caer en los antojos graves de dulce por la tarde/noche!

2015_09252015-162

FOTOS POR SANDRA ARENAS